Guanábana by Fashion Art Studio

Fashion Art Studio, la marca propia diseñada por el equipo de la escuela FormArte, presenta su segunda colección con el sugerente nombre de Guanábana. 

La firma, fiel a dos de las señas de identidad de sus prendas, la atemporalidad y el estilo college, nos traslada a un ambiente selvático escogiendo como  eje central de la colección el fruto que le da nombre, la guanábana. 

Este fruto del nuevo mundo, aún poco frecuente en la mesa europea, se caracteriza por una fuerte coraza en tonos verdes  bajo la cual se encuentra una textura beige monocroma más delicada y portadora de un sabor con  matices de fresa, manzana y cítricos. La estructura de la envoltura se aprecia sutilmente en las prendas exteriores y complementos de la colección. Estas  piezas están construidas en un tejido de poliuretano engomado impermeable que aporta visualmente el aspecto estructurado de una armadura cuando en realidad se trata de prendas ligeras y flexibles.

Mochila y canguro construidos con tejido técnicos

Al igual que ocurre en la naturaleza, las estructuras más firmes suelen proteger a las más delicadas, y tras esas prendas exteriores podemos apreciar las piezas más ligeras elaboradas con tejidos naturales como el algodón y el lino. Estas calidades en tonos que van del beige al blanco roto aportan luz a los looks de la colección en contraste con la gama de verdes de los tejidos técnicos y las gabardinas. Un nuevo referente al ambiente selvático en el que los haces de luz se abren paso entre el espeso follaje. 

camisa y pantalones plisados elaborados con fibras naturales

En una colección en la que abundan los detalles sutiles, los plisados irrumpen en la arquitectura de la camisería para aportar un toque distintivo y enriquecer la prenda con una fluidez casi onírica cuando esta  se encuentra en movimiento. Las prendas clásicas como la  gabardina o los pantalones cargo son reinterpretadas añadiendo elementos como un cuello interior de inspiración oriental o unos bolsillos casi rozando el tobillo. Y no podemos olvidar la interesante  redefinición del mandil. Concebido originalmente para el trabajo debido a su practicidad y  robustez, recientemente bendecido por el culto hacia la alta cocina y los oficios artesanales,  esta prenda se presenta perfectamente integrada como pieza de calle gracias a  una exquisita selección de tejidos y  a la toma de decisiones por razones puramente estéticas en la elaboración del  patrón. 

El otro pilar importante en el que se sostiene la colección es el estilo arquitectónico y decorativo colonial. La esencia de esos espacios llenos de luz, en los que se prioriza la comodidad  y en los que muebles elaborados en caoba o palo rosa contrastan con los tonos claros de los textiles y las losetas de cerámica. Es este contexto el que mejor enmarcaría los looks presentados, situandolos en un zeitgeist de descubrimiento y aventura. 

Las prendas de la colección Fashion Art Studio saldrán a la venta exclusivamente a través de la tienda online de la firma a principios de diciembre 2020 . 

 

 

0